Palacio de los Guzmanes, sede de la Diputación

La Diputación de León financia con 207.353,25 euros siete proyectos de cooperación al desarrollo realizados por Organizaciones No Gubernamentales para el Desarrollo (ONGDs) en el último año. Esta convocatoria de ayudas está destinada a contribuir económicamente a sufragar hasta el 80% de proyectos de cooperación al desarrollo en países empobrecidos que tengan como objetivo la mejora de las condiciones de vida de la población, entendiendo como tal las intervenciones programadas cuya finalidad sea satisfacer necesidades básicas debiendo perdurar los efectos una vez finalizada la ejecución.

Las ONGD beneficiarias han sido Madreselva, que ha recibido 15.475 euros para un proyecto de mejora de infraestructuras educativas en el municipio de Punthenthuai (India); Manos Unidas, con 50.000 euros para el empoderamiento de las mujeres viudas a través de la generación de oportunidades socio económicas y de la transformación social también en India; Ongawa, que ha recibido 36.381,60 euros para la mejora, en una segunda fase, de los servicios de agua en el entorno de la Reserva Natural de Chome, en Mozambique; Delwende, para la que se han aprobado 25.000 euros para un proyecto de una escuela de educación y promoción de las niñas en Dedougou y para impulsar el desarrollo en esta zona de Burkina Faso; Amycos, con 50.000 euros que han contribuido a financiar la dotación de agua potable y promoción de la soberanía alimentaria a la comunidad indígena quechua de Sauce Rancho, Morochata, en el departamento de Cochabamba (Bolivia), y la Asamblea de Cooperación por la Paz (ACPP), perceptora de 30.496,65 euros para el apoyo a la disponibilidad y estabilidad del acceso a una alimentación digna para la población de la comunidad rural de Ojer Caibal, en el municipio de San José Poaquil, en Guatemala.

Desde el área de Derechos Sociales, encabezada por la diputada Carolina Arias, reiteran el compromiso con estos proyectos “que dignifican el día a día de miles de personas apoyando la labor de estas entidades y organizaciones que llegan allí donde las administraciones no lo hacen”. El compromiso de la Diputación de León con los colectivos más desfavorecidos traspasa las fronteras de la provincia y fundamentan estas ayudas que tienen como objetivo ayudar a mejorar la calidad de vida de los habitantes de países en vías de desarrollo en los que actúan las entidades beneficiarias, favoreciendo la mejora de la sanidad, educación, salud, vivienda, saneamientos de agua, o temas de nutrición e infancia.

Para ser subvencionables, los proyectos deben contribuir a la satisfacción de necesidades básicas de la población destinataria, entre ellas, la educación básica, la salud básica, programas sobre población y salud reproductiva, abastecimiento de agua y saneamiento, infraestructuras sociales dirigidas a eliminar desigualdades entre sexos y empoderamiento de la mujer, y de servicios sociales básicos dirigidos a los sectores más vulnerables de la población, programas especiales para la tercera edad, huérfanos, discapacitados, refugiados y niños abandonados. Todo ello en los territorios menos desarrollados de países con un Índice de Desarrollo Humano medio o bajo según la clasificación del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).