Hernández de Cos, gobernador del Banco de España

En plena discusión entre Gobierno y agentes sociales, el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, se ha mostrado partidario de prolongar los ERTEs, expedientes de regulación temporal de empleo,  vinculados al COVID en algunos sectores o empresas para evitar ahondar en la crisis económica. Cos compareció esta mañana en la Comisión de Reconstrucción Social y Económica del Congreso, donde ha reiterado que «tiene sentido mantener los ERTEs y asegurar los mecanismos de flexibilidad para las empresas» en la medida en que algunos efectos adversos de la crisis pudieran extenderse en el tiempo.

Para el gobernador, la ampliación del periodo de aplicación de los ERTEs es imprescindible para mantener la actividad económica, toda vez que la economía habría caído entre el 16 % y el 22 % en el segundo trimestre del año. Cos ha añadido que debería evitarse que estas medidas de apoyo acaben retrasando de forma ineficiente los ajustes estructurales que deban producirse en algunos sectores o empresas o distorsionando permanentemente las decisiones de participación en el mercado laboral de algunos colectivos.

REFORMAS

Hernández de Cos ha incidido en que a medio plazo se hace necesaria una agenda de reformas ambiciosa que afronte los desafíos económicos que deja la crisis y que son apremiantes. En este sentido, se ha referido a la necesidad de sanear las cuentas públicas a medio plazo a través de una estrategia que sea urgente, integral, permanente y evaluable.  “Ambiciosa para asentar las bases de un crecimiento sostenible, urgente para generar efectos positivos a corto plazo”, ha explicado, al tiempo que ha avisado que la consolidación fiscal «solo debe acometerse cuando la economía tenga una senda de crecimiento sólido».

INGRESO MÍNIMO VITAL

Por otra parte, Hernández de Cos considera que el Ingreso Mínimo Vital (IMV) puede contribuir a reducir el nivel de pobreza extrema de colectivos con especiales dificultades de inserción en el mercado laboral pero aboga por el seguimiento y evaluación rigurosa de la medida. “El recientemente aprobado Ingreso Mínimo Vital (IMV) a escala estatal podría contribuir, en coordinación con las políticas autonómicas preexistentes, a reducir el nivel de pobreza extrema de colectivos con especiales dificultades de inserción en el mercado laboral», ha recalcado, al tiempo que ha incidido en que resultará fundamental cómo se aplique esta medida.

VIVIENDA DE ALQUILER

Por otra parte, el gobernador del Banco de España también se ha referido al endurecimiento de las condiciones de acceso al mercado de la vivienda en alquiler y ha aconsejado analizar las experiencias de otros países donde las autoridades públicas han impulsado la oferta disponible de inmuebles en alquiler, en ocasiones, de manera directa y, en otras, por medio de mecanismos basados en incentivos fiscales.

Ha destacado la medida de combinar garantías públicas con incentivos fiscales sobre el sector privado promotor de vivienda en alquiler para favorecer el acceso, en condiciones más ventajosas que las ofrecidas en el mercado libre. Sin embargo, en cuanto a la medida de intervenir en el control de los precios ha precisado que no ha sido efectiva para atajar el problema de insuficiencia de la oferta de alquiler de manera duradera.