El Círculo Empresarial Leonés ha celebrado este mediodía su segunda sesión on-line sobre la crisis del COVID-19 y sus efectos en la empresa desde diferentes perspectivas.

La sesión, emitida en streaming desde el canal del FB Live de la organización, sha contado con la participación de Ignacio Álvarez Canal (socio director de Álvarez Canal Abogados), Manuel Rilo (Director General de Toriodis, E-Leclerc León), Pilar Redondo (Directora OP Abanca) y Julio César Álvarez (presidente del CEL y CEO de Grupo Hosteleón) que han sido moderados por Daniel Alfageme (director de Mediaplanet) quien trasladó también las preguntas de los internautas a los empresarios y directivos participantes en la jornada.

Si algo quedó claro durante el debate fue la sensación de incertidumbre que rodea a los gestores empresariales – compartida por los ciudadanos en general – de cara a la manera afrontar la situación sin precedentes de crisis sanitaria y económica sobrevenida por el coronavirus y que requerirá respuestas conjuntas y de unidad empresarial para recuperar la normalidad.

Ignacio Álvarez Canal, socio director de Álvarez Canal Abogados.

Ignacio Álvarez Canal – socio director de una de las principales asesorías de empresa de la provincia – dió consejos y recomendaciones sobre buenas prácticas de gestión empresarial en tiempos difíciles, fruto de quince años de experiencia gestionando empresas, también en situación de crisis.

Para él lo imprescindible ahora para las empresas es el control exhaustivo de la caja y la gestión de tesorería, porque la liquidez se restringirá, bien sea por la disminución de negocio o por una posible espiral de impagos, a pesar de las medidas del Gobierno, que no considera especialmente acertadas. Sobre el futuro, Álvarez Canal aventuró que deberían equilibrarse el mercado global y el proteccionismo porque ninguna opción es buena por sí sola.

Terminó con un mensaje positivo para la sociedad leonesa, «creo que, a pesar de todo, León es una provincia preparada para salir de la crisis, gracias a un fuerte sector primario que hay que seguir apoyando”.

Manuel Rilo, director general de Toriodis (E-Leclerc León).

Manuel Rilo – director general de Toriodis (E-Leclerc León) – aludió a los roles que cada uno tiene que asumir en esta pandemia. El de su empresa está siendo fundamental ya que se encargan de “suministrar todos los productos básicos que la gente necesita, dando servicio y respuesta eficaz desde los supermercados e hipermercados y – junto al sector primario y el transporte – garantizar el abastecimiento de productos básicos donde no va a haber problemas».

Señaló, además, que su empresa está organizándose y pensando en el futuro: tomando medidas de protección y seguridad de la plantilla, haciendo previsión de pedidos, implementando medidas extra de limpieza e higiene, etc para dar el mejor servicio posible garantizando la protección de sus trabajadores, a los que agradeció el hecho de que, junto a los productores locales, «hayan dado el do de pecho por garantizar el suministro”.

El también lanzó un mensaje de optimismo y esperanza: “tenemos que actuar y trabajar unidos como una gran mancha de aceite para ayudar a las personas que peor lo están pasando” y animó a los leoneses a «consumir productos locales y ayudar a la gente más vulnerable».

Pilar Redondo, directora de la oficina principal de Abanca en León.

Pilar Redondo – directora de la oficina principal de Abanca – no fue ajena a la preocupación general que se vive desde las empresas y las familias. Destacó el grado de compromiso y de responsabilidad que Abanca tiene con la sociedad leonesa “prestando un servicio esencial y acompañando a clientes y no clientes, dándoles soluciones rápidas, ágiles, a mayores de las implementadas por el Gobierno, que van retrasadas y apenas se han puesto en marcha esta semana”.

Destacó el Plan Anticipar de Abanca, con la movilización de 8.300 millones de euros en recursos para atender a las necesidades de liquidez de las empresas, con prórrogas automáticas y renovaciones de las líneas de circulante durante tres meses, así como el aplazamiento de pago de hipotecas y préstamos y el adelanto de las prestaciones a trabajadores en situación de ERTE, además de las líneas de avales ICO y de Iberaval. Señaló también la facilidad para hacer las operaciones sin desplazarse a las oficinas “aunque en León capital mantenemos dos oficinas abiertas y una en cada localidad donde estamos presentes”.

Julio César Álvarez, presidente del CEL y CEO de Grupo Hosteleón.

Por su parte, Julio César Álvarez – presidente del CEL y CEO de Grupo Hosteleón – resumió la grave situación del sector hotelero que junto con la hostelería y la restauración es uno de los que más está sufriendo y mostró la gran preocupación e incertidumbre que viven sus empresarios y trabajadores.

Quedó en el aire pregunta más temida por todos los empleadores que han tenido que recurrir a un ERTE en estos sectores: “¿qué va a pasar con el personal cuando vuelvan a abrir los hoteles, restaurantes y bares si no se recupera la demanda? ¿Cómo se podrá mantener seis meses a la plantilla en esas condiciones?».

Álvarez pidió a las administraciones más rapidez y agilidad en la puesta en marcha y tramitación de las medidas anunciadas, además de mayor claridad y sencillez e hizo un llamamiento “para que trabajen ya en un plan de reactivación de la economía que nos aporte confianza en la recuperación”.

A pesar de todo, el presidente del CEL quiso mandar un mensaje de apoyo y gratitud a todos los empresarios leoneses y a la sociedad leonesa en su conjunto: “Los empresarios estamos aguantando como podemos, colaborando con nuestro sistema sanitario y con las fuerzas de seguridad, haciendo donaciones de materiales, comida y bebida, apoyándonos unos a otros para poner en valor lo que somos y lo que tenemos. Juntos saldremos de ésta, aunque tengamos que reinventarnos como sociedad”.