La Junta de Castilla y León apoya la financiación empresarial de los sectores estratégicos en la comunidad como son la biotecnología, la agroalimentación, las industrias químicas y farmacéuticas, la fabricación de equipos, las TIC o el comercio y la industria de transformación.

Para ello, se utilizan diferentes fórmulas para los autónomos, emprendedores, pymes o micropymes que tengan dificultades para acceder al mercado financiero a través de la Lanzadera Financiera.

¿Qué es la Lanzadera Financiera de Castilla y León?

Es una herramienta de colaboración privada y pública de carácter permanente entre las principales entidades financieras de la autonomía y la Junta. Esta asociación se constituyó para facilitar el acceso de los proyectos empresariales viables para desarrollarse en esta comunidad. 

De su gestión se encarga el ICE (Instituto para la Competitividad Empresarial).

¿Cómo pueden las empresas acogerse a este tipo de líneas de financiación?



La Lanzadera Financiera está dirigida a personas jurídicas o físicas que promuevan nuevos proyectos empresariales de modernización o ampliación, siempre y cuando se lleven a cabo en la Comunidad. También está dirigida a las corporaciones castellanoleonesas que necesiten liquidez, reestructuración de su endeudamiento o refinanciación para seguir con su actividad.

Se ofrece inversión a través de un amplísimo catálogo de productos financieros de naturaleza privada y pública. Entre ellos destacan 18 entidades financieras, la Junta de Castilla y León, las sociedades del perímetro del ICE, ENISA, ICO, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, AXIS, Plan Juncker y COFIDES.

Para ello se ha de presentar el proyecto, telemáticamente o de forma presencial. Este proyecto se estudiará y posteriormente se contactará con los emprendedores para analizar las distintas posibilidades de financiación que más se adecuen a sus necesidades.

Con esta plataforma se pretende dar una mayor solidez y dinamismo a la economía de la región.