Braulio Medel, presidente de la Fundación Unicaja/ Diario SUR

El banco andaluz Unicaja pierde la primera batalla en la guerra judicial que mantiene con la Fundación Fundos, heredera de las obras sociales de las antiguas cajas de ahorro España y Duero. Ambas partes han comparecido esta mañana en el Juzgado de Primera Instancia de León número 9 y las primeras decisiones han sido adversas para los intereses de Unicaja.

El presidente del banco, Manuel Azuaga, y el presidente de la Fundación Unicaja, Braulio Medel, deberán comparecer en el Juzgado como testigos en el juicio que se celebrará entre los días 26 y 29 de julio próximo. Si hay algo que irrita a los responsables de Unicaja es que sus máximos responsables se vean involucrados en primera persona en temas judiciales de gran impacto mediático. Medel se ha caracterizado siempre por la discreción y por ejercer el poder de una forma personalista pero huyendo de la exposición pública.

Braulio Medel es el auténtico cerebro de Unicaja. Fue el presidente del banco andaluz cuando Unicaja se hizo con los restos de Caja España y Caja Duero tras una larga negociación que se prolongó durante varios años, amenazando varias veces con la ruptura de las conversaciones,  ante la impaciencia del Banco de España. Al final, Medel impuso sus condiciones y se quedó en condiciones muy ventajosas con el negocio de las dos cajas de ahorro. Fiel a su clara determinación, Medel no cumplió su promesa de que Unicaja iba a mantener una presencia social, económica y financiera de primer orden en Castilla y León sino que él y su sucesor, Manuel Azuaga, han aplicado la estrategia de despidos masivos y cierre de oficinas en toda la Comunidad y especialmente en la provincia leonesa, primando a su territorio fundacional, Andalucía.

Unicaja cerraba el año con unos beneficios más que notables, 172 millones de euros, que en gran parte irán a parar a la Fundación Unicaja, que preside Medel, a través del reparto de dividendos. Esta Fundación es el primer accionista de Unicaja y fue la causa de la ruptura de las negociaciones de fusión el pasado año con Liberbank, ya que Medel se opuso tajantemente a que su Fundación perdiese el control accionarial del banco resultante.

CUADROS YA DEVUELTOS

La otra victoria judicial obtenida esta mañana por Fundos es que Unicaja ha reconocido que en los últimos meses ya les ha devuelto unas mil obras de arte, la mayoría cuadros. Desde Fundos se interpreta esta devolución como el primer reconocimiento por parte de Unicaja de la apropiación indebida de las obras de arte que desde hace años reclama Fundos.

El próximo asalto judicial comenzará el 26 de julio próximo, aunque es posible que ambas partes negocien en las próximas semanas una solución definitiva con tal de evitar la exposición de Medel a los medios de comunicación y el posible deterioro de la imagen de Unicaja y de la Fundación Unicaja.