Villaquilambre
Autoridades visitan el colegio de Villabispo de Las Regueras

La Junta de Castilla y León mima al Ayuntamiento de Villaquilambre, el único de los grandes municipios leoneses en manos del PP, gracias a un pacto con leonesistas desgajados de la UPL y de los independientes de Vive. Al compromiso de la Junta de no construir en el municipio la polémica planta de biomasa, ahora un alto cargo de Educación de la Junta ha visitado el Ayuntamiento para confirmar la buena marcha de las obras de ampliación del colegio Los Adiles de Villaobispo, por un importe total superior a los tres millones de euros.

La visita del director general de la Junta, acompañado por el alcalde y otras autoridades locales, ha tenido como finalidad asegurar la puesta en funcionamiento del centro ampliado coincidiendo con el inicio del próximo curso escolar 2019/2020. Los asistentes han comprobado la conexión del centro preexistente con la zona ampliada así como  las novedades más significativas de esta obra, entre las que destaca la instalación de sondas de medición de CO2 que activarán la ventilación de las dependencias del centro en los momentos necesarios, constatando que la obra está prácticamente terminada, coincidiendo con el inicio de los trabajos de desmontaje y retirada de las aulas prefabricadas.

Tras la visita, se ha celebrado una reunión en la que el director general de Política Educativa Escolar se ha interesado por las obras de urbanización exterior y el alcalde le ha transmitido que es algo que está previsto teniendo intención de acometerlas  a la mayor brevedad posible.

Además, el regidor ha trasmitido su satisfacción a la Consejería de Educación por el esfuerzo inversor realizado y por todas las medidas adoptadas en la obra que hacen de este centro escolar un centro sostenible, manifestando la importancia de las beneficiosas consecuencias en los consumos derivados.

Hay que recordar que la inversión total asciende a 3.310.760,50  euros, incluyendo tanto la redacción del proyecto, como la ejecución de la obra y la dirección de la misma, cifra  a la que hay que sumar la destinada al equipamiento cercana a los 80.000 euros.

La previsión es que la obra pueda ser  recepcionada a finales de julio o principios de agosto y que pueda así encadenarse con la entrega e instalación del equipamiento que se encuentra en estos momentos en fase de licitación pública.

Una gran noticia como recalcó el propio alcalde, Manuel García. “Este curso que empieza los alumnos ya podrán disfrutar de las instalaciones de la ampliación del colegio. Un logro fruto de mucho trabajo y de un gran esfuerzo de la Consejería”.