Sariegos se confirma como el municipio con la renta más alta de la comarca leonesa. Además, cabe destacar, que cuenta con una diferencia bastante holgada con respecto a los siguientes en la lista, siendo León y La Robla los que completan el podio de los más acaudalados.

Las cifras oficiales, extraídas de los últimos datos publicados por la Agencia Tributaria para municipios de mil habitantes o más, datan del año 2017 y se renovarán al terminar el año.

GRANDES DIFERENCIAS

Una de las conclusiones más interesantes que se extrae de los datos ofrecidos por la Agencia Tributaria es la enorme brecha existente dentro de la provincia. La renta bruta media del municipio sarieguense se sitúa en los 32.687 euros, superando en más de cinco mil a la capital provincial. Esta se sitúa segunda en el listado de los municipios de mayor renta con 27.070 euros. A continuación se encuentra La Robla (24.992), Villablino (24.454) y Villaquilambre (24.176), a los que adelanta en más de siete mil euros.

Pero si las distancias entre el municipio más rico y los cuatro siguientes ya son considerables, estas se vuelven aberrantes con respecto al municipio más pobre: Laguna de Negrillos (13.623).

Así pues, la diferencia entre los dos extremos se sitúa en más de diecinueve mil euros. Bustillo del Páramo (14.576), Valdevimbre (15.858), Valdepolo (16.216) y Santa Marina del rey (16.216) son los otros municipios de menor renta.

RENTAS MÁS ALTAS EN LOS MUNICIPIOS MINEROS

A pesar de la fuerte crisis poblacional que sufre la zona minera, varios de los municipios con mayores rentas se sitúan allí. Tal es el caso de La Robla, Villablino o La Pola de Gordón, ya que aunque el cierre de las minas ha afectado negativamente a la economía, también ha significado la marcha de los trabajadores con menos poder adquisitivo y la permanencia de los pensionistas, con lo que este efecto negativo no afecta de forma equivalente a las cifras medias.