Camino Cabañas, alcaldesa de San Andrés del Rabanedo

San Andrés del Rabanedo, municipio limítrofe con el de la capital leonesa, también verá limitada la circulación de sus vecinos, entre otras medidas, a partir de esta medianoche con el objetivo de frenar los rebrotes del coronavirus. El confinamiento durará 14 días. Así lo acaba de informar el Ayuntamiento, cuya alcaldesa, Camino Cabañas, ha mantenido una conversación con la consejera de Sanidad de la Junta, Verónica Casado.

Tras esta conversación, el Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo ha informado que el municipio se verá afectado por  las medidas establecidas en la resolución del 30 de septiembre, de la Secretaría de Estado de Sanidad,  por la que se da publicidad al Acuerdo del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud sobre la declaración de Actuaciones Coordinadas en Salud Pública para dar respuesta a la transmisión de la COVID-19, según acaba de comunicar la consejera de Sanidad, Verónica Casado, a la alcaldesa, Camino Cabañas, en una conversación telefónica tras revisar los datos de las áreas de salud del municipio y valorar la cercanía de este con la ciudad de León.

La regidora le ha transmitido la total colaboración del Consistorio con las autoridades sanitarias para contribuir a que la incidencia del coronavirus descienda en las zonas básicas de San Andrés y Trobajo del Camino.

En este sentido, Camino Cabañas hace un llamamiento a la población para que, en la medida de sus posibilidades, restrinjan el contacto social, cumplan las medidas que entrarán en vigor con la orden de la Junta de Castilla y León y actúen con responsabilidad “para juntos lograr que la situación mejore y el sistema de salud no se vea amenazado por el aumento de casos”.

“Los vecinos y vecinas de San Andrés siempre han demostrado que una importante responsabilidad social, por lo que no me cabe duda que ante esta situación tan delicada para todos, sabremos estar a la altura para superar cuanto antes las medidas restrictivas y seguir avanzando en la lucha contra esta pandemia”, ha valorado la regidora.

MEDIDAS

Estas son las nuevas medidas: Se restringe la entrada y salida de personas de la capital, salvo para aquellos desplazamientos adecuadamente justificados. Se permite la asistencia a centros sanitarios, así como a todos los centros educativos y laborales.

Se puede entrar en León si es el lugar de residencia habitual. Y también para la asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables.

Se permiten los desplazamientos a entidades financieras y de seguros que no puedan aplazarse, así como para la realización de trámites oficiales en organismos públicos. También se podrán desplazar aquellas personas que deban realizar exámenes o pruebas oficiales inaplazables.

La circulación por carreteras y viales que transcurran o atraviesen León será posible, siempre y cuando tenga origen y destino fuera de los mismos.

Se permite la circulación de personas residentes dentro de la capital respetando las medidas de protección individual y colectiva establecidas por las autoridades sanitarias.

Las reuniones de cualquier tipo se reducen a un máximo de seis personas.

En los lugares de culto el aforo máximo será de un tercio, garantizando en todo caso la distancia mínima interpersonal de 1,5 metros. En los velatorios el aforo máximo será de quince personas en espacios al aire libre o diez en espacios cerrados, sean o no convivientes.

HOSTELERÍA

Los locales comerciales y servicios abiertos al público tendrán un aforo máximo del 50% y la hora de cierre no podrá superar las 22:00 horas, salvo las excepciones que se prevean.

En hostelería y restauración, juegos y apuestas el aforo máximo será del 50% en espacios interiores y del 60% en espacios exteriores. A su vez, el consumo en barra no estará permitido.

Las mesas o agrupaciones de mesas deberán guardar una distancia de, al menos, 1,5 metros respecto a las sillas asignadas a las demás mesas o agrupaciones de mesas y la ocupación máxima será de seis personas.

Los bares y restaurantes no podrán admitir nuevos clientes a partir de las 22:00 horas y la hora de cierre no podrá superar las 23:00 horas, a excepción de servicios de entrega de comida a domicilio

En las instalaciones deportivas el aforo máximo será del 50% en espacios interiores y del 60% en espacios exteriores. La práctica deportiva en grupos se reducirá a un máximo de seis personas.