Parroquia de San Marcelo de León

Todas las parroquias de Diócesis de León han abierto ya desde esta mañana sus templos tras la entrada en vigor de la orden del Ministerio de Sanidad, que flexibiliza las restricciones de la denominada Fase 0 y autoriza la recuperación del culto público. Sólo puede asistir un tercio del aforo a las celebraciones religiosas.

Así, en las zonas de la Diócesis que se mantienen en la Fase 0, como en las que ya han alcanzado la Fase 1 (parroquias de pertenecen a las zonas de salud de Matallana de Torío, Riaño, Mansilla de las Mulas, Sahagún de Campos, Valderas y Villablino) se ha empezado a reabrir los templos y se irá recuperando el culto religioso según las indicaciones que establece el decreto aprobado por el obispo Julián López sobre “Disposiciones ante la salida del confinamiento y la desescalada de las medidas restrictivas por causa de la pandemia del Covid-19”.

Con una limitación del aforo de los templos a un tercio de su capacidad para mantener la distancia de seguridad y siguiendo todas las indicaciones establecidas en este decreto episcopal para cumplir desde la máxima responsabilidad con el objetivo de preservar la salud pública, el obispo Julián López hace un ruego a todo el presbiterio diocesano para que este lunes se aplique la primera celebración de la Eucaristía en cada uno de los templos de la Diócesis con una especial intención de oración por todos los difuntos de la pandemia, independientemente de los funerales que por cada una de las personas fallecidas en este tiempo de pandemia vayan a ir acogiendo sus respectivas parroquias los próximos días a partir de esta recuperación del culto.